Archivo de la categoría: Familia

Más que un status un sentimiento.

Por William Dávila Bastidas

“Uno no sabe que es lo quiere ser en esta vida, hasta que tiene hijos… Entonces sabe que siempre quiso ser eso”. ¿Y por qué no? ¿Así resulta? Pues, cada uno tendrá su respuesta ante aquella frase que me dijo ALA aquella vez que acudí a su oficina y le comente sobre esto. El ser papá.

La gente dice que la experiencia o más bien lo llamaría vivencia que uno atraviesa al ser papá nace cuando escuchas el primer grito de tu hijo al nacer, al recibirlo en los brazos, al escuchar los últimos gritos de dolor de la madre en el alumbramiento o al ver tanta sangre cuando ingresas a una cesaría. La gente dice, yo difiero…

Padre

No oculto que lo primero que sentí fue miedo, curiosidad y hasta sentimientos encontrados. Todos los padres primerizos dicen que pasan por eso y claro que no fui la excepción. Pero desde aquella cena nocturna en mi casa de soltero la vida me cambio. Ya no tenía que velar y preocuparme solo por las deudas de las tarjetas, el crédito bancario, la tesis de la U, las coberturas del trabajo, el apoyar a mi familia… ahora tenia que ser Papá y guía de familia.

Las cosas han cambiado y al mismo tiempo no lo han hecho. Amo a mi esposa, vivo a diario con ella las aventuras de la vida, adoro mi profesión, me encanta el trabajo pero sabes que hay algo más. Ese algo que emociona y llena de alegrías cada vez que lo recuerdas.

Todos es distinto porque sabes que en cada acción de aquí en adelante se realizará con un fin, el buscar el beneficio de los tuyos y saber que es lo primordial. Me han dicho mis amigos que ya no compre videojuegos, que me ocupe de guardar para los pañales y demás. Entre risas y bromas se que es real y que poco a poco tendré que hacerlo. Pero lo haré con felicidad y gusto.

Hace varias semanas nos enteramos que será una nena, la primera prima de lado y lado. La chiquita de la familia tras el Dennis, Kevin, Hugo, Mateo, Joel, Joshua y David Ismael. Todos nos emocionamos, todos esperamos.

Vuelvo a la vivencia… Ver los ecos, escuchar su corazón con ultrasonido, ver los vídeos en 3D, sentir sus pataditas en la panza de la mamá, saber que nos escucha, saber que se emociona cuando nos escucha, saber que crece y crece permite ser papá desde ya. Ya soy papá y me encanta serlo. Las etapas en la vida vendrán, por ahora no me estreso con saber como superar cada una de ellas. Por ahora disfrutar de esto, de los meses, de la belleza “ultra elevada” de tu esposa y de las buenas noches que habrá que contarlas día a día.

Nada más… Solo quería compartir mi alegría.

ANGELES EN LA TIERRA

"babab.com"

 

Hace unos días escuché a alguien decir  que cuando somos niños nuestros padres son nuestros super héroes, mientras crecemos y sobretodo en la adolescencia cuestionamos sus fundamentos y autoridad y creemos que viven equivocados, cuando crecemos aún más y nos convertimos en padres en la mayoría de los casos, nos damos cuenta q son más que super héroes y que siempre tuvieron la razón. Al final repetimos el ciclo y somos los super héroes de nuestros hijos, dejamos de serlo y talvez algún día volvamos a ser vistos como tal.

Entonces me cuestioné si les he hecho saber a mis padres lo mucho que los  he admirado y si alguna vez  fueron mis únicos super héroes… la primera respuesta es: talvez no lo suficiente, la segunda es obvia: si!!! Mil veces si!! Cuando estuvieron cuidando mis fiebres, llevándome a la escuela, alimentando mi corazón y mi estómago o cuando estuvieron secando mis lágrimas, mis ojos siempre los veían a ellos. Pero me di cuenta que mis héroes no tienen capa más bien tienen alas. Mi mamá y mi papá tienen alas con las que me cobijaron cuando niña y ahora que crecí y sigo siendo su niña y la distancia físicamente nos separa me siguen cobijando, dándome ánimos, guiándome para que no yerre  mi camino y cuidando de mi tan amorosamente como cuando nací.

 A los 16, 17, 18… uno se come el mundo, te sientes invencible, dueño de toda la verdad y la fuerza, y eso solo nos hace equivocarnos mucho. Qué bendición tener un ángel en la tierra que nos saque del error y nos ayude a levantar!! Todo aquel que goce de la compañía de sus padres coincidirá en que no hay palabras para agradecer tantos cuidados, tanta bondad, tanta luz! Y también por tantas reprensiones, por los castigos bien merecidos y por  todas las inyecciones. Nunca dentro del seno familiar todo es un lecho de rosas, lo que hoy agradezco en su momento me hizo rebelar pero no cambiaría ni un solo minuto de todas las cosas buenas y no tan buenas que viví con mis papás.

 Hoy no es un día especial, el mundo no se mueve a comprar tarjetas y flores para sus padres y no los están llevando a comer en carísimos restaurantes. Es solo que hoy me levanté y vi el sol y recordé las muchas  mañanas que ellos amorosamente me despertaron para admirarlo, para salir a correr, para viajar y  eso me hizo agradecer una vez más al Creador por permitirme nacer de su amor y de sus cuerpos, de ese hombre y esa mujer imperfectos pero llenos de virtudes, equivocados pero inmensamente sabios que han hecho de nosotros, sus hijos, personas fuertes y llenas de valor. 

 A ellos, a mis héroes, a mis ángeles les dedico estas líneas y el pedacito de esa canción: Siempre me han demostrado que son como un milagro, algo tan especial que siempre me ha arropado, y le han ganado a mil pulsos a los que  los hayan retado, es así… es así!!

 Gracias porque sus manos se han desecho para ser lo que soy!! LOS AMO.

Etiquetado